Publicidad en
26 de Agosto. 09:03 horas
Facebook El Correo Extremadura Twitter El Correo Extremadura  
 
Últimas noticias de actualidad de Extremadura en El Correo de Extremadura
Ir a Inicio
 
Toda la actualidad de Extremadura

Voto útil o inútil

19 de Marzo | 12:02
Voto útil o inútil
Últimamente está de moda que los partidos políticos apelen al VOTO ÚTIL como única forma, por la endiablada Ley Electoral que tenemos, de poder llevar adelante un proyecto político determinado.

Hace unos años escribí algo sobre esto que algunos llaman VOTO ÚTIL y que yo diferencié del que denomino VOTO ESTRATÉGICO. Para mí el VOTO ÚTIL es el que se da a aquellos partidos que tienen la intención o han demostrado la capacidad de solucionar los problemas de los ciudadanos a los que piden el voto, sin embargo, y con frecuencia, este se confunde con el VOTO ESTRATÉGICO, que es el que se da a aquel partido que, aunque dudemos de su efectividad, puede evitar que gobierne otro que ideológicamente nos repele o nos garantiza una cierta seguridad (clientelismo), aunque sea a costa de que nada mejore.

En Extremadura SIEMPRE el electorado ha optado por el VOTO ESTRATÉGICO y no por el VOTO ÚTIL, tanto en las elecciones generales como en las autonómicas. De ahí que el PSOE se haya comido casi toda la tarta electoral a lo largo de los años y hayan creado un clientelismo político que casi les garantiza la representación por mal que vayan las cosas. En los últimos cuarenta años nuestra Comunidad no ha acabado de despegar y sigue a la cola de casi todo lo bueno y en cabeza de casi todo lo malo - menos renta, más paro, más emigración, menos industrialización, sueldos más bajos, mayor presión fiscal, pensiones más bajas, más pobreza y por ende menos riqueza- La política que se ha hecho en nuestra Comunidad ha sido siempre de subsistencia, todos los trenes de progreso que han pasado los hemos perdido y somos, como siempre, la comunidad más pobre de España, menos desarrollada y más subsidiada sin que el pueblo soberano haya cambiado su intención de voto.

Pero parece que el mapa electoral está cambiando y la irrupción de otros partidos me lleva a introducir otra modalidad de voto, el VOTO INÚTIL. Este voto está motivado por la fidelidad en unos casos y por el cabreo en otros. En el primer caso (los menos) el votante da su confianza al partido al que se siente más ligado ideológicamente sin importarle si va o no a obtener alguna representación, mientras que en el segundo caso votará a quién crea que va a hacer más daño al partido al que votó en anteriores comicios y que le ha defraudado. Tanto a unos como a otros no les preocupa demasiado si su voto va a tener mucha o poca repercusión en el resultado electoral, sobre todo a los primeros.

En las próximas elecciones generales del 28 de abril, el VOTO INÚTIL del cabreo va a tener mucha importancia en el resultado final, pues como les decía, lo absurdo de nuestra Ley Electoral es que no sólo penaliza a quién se quiere castigar, sino que, además, ese voto servirá para beneficiar a partidos cuyas ideologías nos repugnan.

Votar de forma visceral en lugar de hacerlo utilizando el sentido común puede poner a España en una tesitura muy complicada y más de uno estoy seguro que se va a arrepentir de dejarse llevar por la bilis qué, aun siendo comprensible, no le excusará de poner en peligro la democracia, el estado del bienestar y la unidad de España. 

DB



ElCorreoExtremadura.com | Todos los derechos reservados. Contacto - ¿Quiénes somos?
© EL CORREO EXTREMADURA
EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
La dirección de este medio, no se hace responsable de las opiniones vertidas por sus colaboradores en este periódico digital
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.